28/5/11

Tartitas de cebolla


Las cebollas, inseparables compañeras de los cocineros, son amigas de casi todos los platos. Se comen crudas y cocidas en infinitas recetas.
Si las comemos crudas son fuertes y picantes, si las cocinamos se vuelven suaves y dulces.
El único problema que les encuentro es que me hacen llorar cada vez que las pelo.
Esta receta es una adaptación de la tarta invertida que se hace con cebollas caramelizadas.


Ingredientes:

2 cebollas cortadas en juliana
2 cucharaditas de azúcar rubia
2 cucharadas de granadina
manteca
aceto balsámico
sal marina
almendras fileteadas y tostadas
queso azul
masa de hojaldre

Poner a saltear las cebollas en una sartén con un poquito de manteca.
Salar bien y dejar que pierdan un poco de líquido. Antes que tomen color dorado agregar el azúcar y la granadina, bajar el fuego y dejar que caramelicen.
Luego agregar un chorrito de aceto balsámico para equilibrar el sabor.
Retirar del fuego y dejar enfriar.
Colocar en moldes para muffins la masa de hojaldre formando canastitas.
Desgranar el queso azul y acomodarlo en el fondo, por encima colocar las cebollas y salpicarlas con las almendras fileteadas.
Cocinar en el horno por 15 minutos hasta que estén doraditas.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Que rica receta!!! El delivery llega a casa?

ShareThis

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails